Lo que el Alzheimer me robó…

Con mirada perdida, así me miraban esos ojos… Estaban vacíos, inmóviles, ausentes. Ya se había ido, no estaba ahí; sólo tenía su estuche. Con descarada crueldad me robaste, te la llevaste. Lo que parecía un proceso lento y pasivo, se convirtió en algo así como una larga tortura. Al principio traté de sacarle un poco de optimismo; bromear, no pensar, dejar pasar. Pero su mortal ataque era demasiado evidente. Me había hecho la guerra y ya desde el inicio conocía el desenlace. Y, ¿Qué uno hace cuando la completa seguridad de la derrota te respira en la cara? ¿Cuándo sabes que ya perdiste sin aún comenzar la pelea? ¿Cómo le hace uno para sobre llevar el “no se puede hacer más nada”?  Entregarse a la suerte, dejarla ir.

meclou.com

Mi Abueluskinki con mi Candace – Abril 2009

De esa mujer fuerte, alegre, hacendosa no quedó nada. Se la llevó toda. Y cuando realizas, “¿cómo es posible que la observo pero a la misma vez la desconozco? …el golpe no te deja respirar. La tienes de frente pero no la tienes. La acaricias pero no reacciona. Le hablas pero no te escucha. La llamas por su nombre pero no te conoce.

Ella no me conoce… me vio nacer, me crió, me cuidó. Me enseñó tanto. Íbamos de compras, dormía junto a ella, me arrodillaba a orar a su lado, era su ayudante en la cocina. Desyerbamos el jardín, tomábamos café, nos reíamos en la cocina, trepábamos las piernas en la pared… Nos relajábamos mutuamente, adorabamos comer un buen pan, un buen queso… Y no me conoce.

A veces en instantes sentía que la recuperaba. Habían momentos que eran destellos de su esencia pero luego desaparecían fugazmente. Y es que eso es lo que hace el Alzheimer. Es cruel no tan solo con el enfermo, sino creo que aún mas con los que le aman. Es aceptar que esa persona va a partir por completo en algún momento, aún cuando su cuerpo este respirando junto al tuyo. Es armarse de valor y enfrentar el deterioro que enmohece la razón, nubla los sentidos y apaga las memorias.

Hoy quiero alzar mi voz y solidarizarme con todos aquellos que como yo sufren porque alguien que aman demasiado padece esta terrible enfermedad.  Aquellos que temen lo incierto del panorama, aquellos agotados en todos los sentidos, aquellos que sienten que la vida se les apaga al mismo tiempo que ven como pierde la luz esa persona especial.

Purita, mi abuela; ella nos dejó ya para el 2008 pero su cuerpo falleció en el 2012. Y la extrañamos tanto… Algo maravilloso que nunca olvidaré es que en medio de este proceso y ya sin saber quienes éramos, nos sonreía (es que era demasiado simpática y buena gente) y lo más asombroso es que ella no sabía si quiera quién era pero NUNCA olvidó su amor por Jesús, su Señor. A él nunca lo olvidó. Era impactante ver como oraba, como cantaba las canciones cuando le cantábamos, era casi increíble ver como en medio de estar perdida ella se encontraba con EL y se conectaba con su Maestro. Fui testigo de ese milagro y me lo disfruté.

meclou.com

¡Mi Abue y yo! 2009

Amigos que atraviesan como yo por ésta historia, disfruten cada momento. No pierdan energías por tratar de corregir y hacerles recordar. No permitan que la molestia les tronche el ánimo. No dejen que el ajetreo de la vida les robe el tiempo y cuando regresen a ellos sea muy tarde.

El Alzheimer podrá robar los recuerdos y las memorias de ellos pero no las tuyas. No pudo llevarse las mías. Mi amor siguió intacto, sus enseñanzas las atesoro; su esencia es inmune. Vive en mi, vive en quienes la aman y recuerdan.

Dicen por ahí que a veces perdiendo se gana… y en este caso, que tu carácter y corazón sea trasformado por esta experiencia es una ganancia. Que tu mirada al frágil y necesitado hoy por hoy sea más amorosa que antes… que tu corazón se incline fácilmente a practicar la compasión… que valores la vida con mayor fuerza y propósito… todo eso es una buena recompensa.

meclou.com

Iker y Abue – Sept 2011

meclouAlzheimer4


About meclou

view all posts

I've created unique pieces filled with love, originality and joy since 2007-Love Write & Inspire! FREE.lance/life Artist! Decor! Wife! Mother! Friend!...

You May Like This

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*